El BSC-CNS será la sede de uno de los grandes superordenadores europeos: el futuro MareNostrum 5

+
Descargar

El MareNostrum 4, predecesor del que será uno de los superordenadores europeos más potentes, está instalado en la capilla de Torre Girona (Barcelona)

La Comisión Europea (CE) ha anunciado hoy que EuroHPC ha seleccionado al Barcelona Supercomputing Center - Centro Nacional de Supercomputación (BSC) como una de las entidades que acogerán uno de los superordenadores pre-exascala de la red de supercomputadores de alta capacidad impulsada por la CE. En este anuncio la CE describe el plan para adquirir ocho superordenadores: tres máquinas pre-exascala (con un rendimiento pico de al menos 150 Petaflops) y cinco supercomputadores petascala (capaces de ejecutar al menos 4 Petaflops).

07/06/2019

El futuro superordenador del Barcelona Supercomputing Center - Centro Nacional de Supercomputación (BSC-CNS), MareNostrum 5, es una de las máquinas pre-exascala: tendrá una potencia pico de 200 Petaflops (200 mil billones de operaciones por segundo) y se pondrá en marcha el 31 de diciembre de 2020.

La Unión Europea podría invertir en el superordenador alrededor de 100 millones de euros, su inversión más alta en una infraestructura de investigación en España. El resto de la inversión correrá a cargo del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades, la Generalitat de Catalunya y los estados que apoyan la candidatura: Portugal, Turquía y Croacia, con aportaciones que aún están por definir.

El anuncio de la Comisión es uno de los pasos previstos en la hoja de ruta de la CE y de los estados que forman la EuroHPC Joint Undertaking para que la Unión Europea se mantenga en un lugar destacado en la carrera internacional en el terreno de la supercomputación.

Uno de los primeros superordenadores europeos
"Siempre hemos pensado que Europa tenía que trabajar unida en un área tecnológica en la que competimos con países tan potentes como Estados Unidos, China o Japón, y estamos satisfechos de poder decir ahora que Barcelona tendrá uno de los primeros superordenadores que se incluyen en la nueva hoja de ruta europea de supercomputación ", afirma Mateo Valero, director del BSC-CNS y profesor e investigador del Departamento de Arquitectura de Computadores de la Universitat Politècnica de Catalunya · BarcelonaTech (UPC). "El anuncio de hoy", subraya, "es también un reconocimiento a nuestra experiencia de más de 15 años investigando y dando servicio de alto nivel, así como a nuestras propuestas y ambiciones de futuro en el campo de la supercomputación".

Un cambio de escala
Aparte de situar al BSC-CNS en el mapa europeo de la supercomputación que se acaba de crear, MareNostrum 5 supondrá un salto de escala respecto a las infraestructuras actuales para este centro de investigación, vinculado a la UPC. La potencia pico de 200 petaflops será 17 veces superior a la del actual superordenador MareNostrum 4, y 10.000 veces mayor que MareNostrum 1, el superordenador que inició la saga en 2004.

Sus dimensiones también serán muy superiores, con lo que la nueva máquina estará repartida físicamente entre la capilla de Torre Girona, sede del actual MareNostrum, y los pisos inferiores del nuevo edificio corporativo del BSC, a pocos metros de la capilla.

El BSC fue creado en 2004 por el Gobierno de España, la Generalitat de Catalunya y la UniversitaUPC), en torno a un grupo de profesores de la UPC liderados por Mateo Valero y del primer supercomputador MareNostrum 1. Desde entonces, ha experimentado un crecimiento notable y ha pasado de ser un centro de 60 personas a tener una plantilla de más de 600 trabajadores altamente cualificados, que provienen de más de 40 países diferentes. Su éxito se basa en el hecho de disponer de un departamento de investigación en Ciencias de la Computación de primer nivel mundial y tres departamentos de investigación (en Ciencias de la Vida, Ciencias de la Tierra e Ingeniería), expertos en hacer avanzar sus respectivas disciplinas gracias a la supercomputación.

Durante estos años, el BSC ha ofrecido servicios de supercomputación a investigadores españoles y europeos, interesados en trabajar con esta tecnología. La decisión de la CE de incluirlo en el centro del mapa europeo de la supercomputación lo consolida como una institución de referencia en la Unión Europea y polo de atracción.

"La demanda de servicios de supercomputación aumenta a medida que los científicos conocen qué puede aportar un supercomputador en su investigación y cambia según las tendencias tecnológicas del momento. Disponer de un superordenador como el futuro MareNostrum 5 nos permitirá seguir ofreciendo un servicio de primer nivel desde Barcelona", afirma el director del departamento de Operaciones del BSC, Sergi Girona.

Apoyos a la candidatura del BSC
El BSC-CNS anunció el pasado mes de marzo que sería candidato a acoger uno de los superordenadores pre-exascala que estarán operativos en la UE a principios de 2021.

Para su propuesta, el centro ha contado desde el primer momento con la complicidad del Gobierno de España, que introdujo el tema en la agenda de la cumbre bilateral hispano-portuguesa del pasado mes de noviembre y sumó el apoyo de Portugal. Posteriormente, los gobiernos de Turquía, Croacia e Irlanda también se han unido a la candidatura.

El resto de patrones del BSC también han apoyado la iniciativa desde el primer momento y la Generalitat se ha comprometido económicamente con el proyecto. La propuesta también ha tenido el apoyo institucional del Ayuntamiento de Barcelona.

"Ni la candidatura ni el éxito alcanzados hubieran sido posibles sin la confianza que nuestros patrones han tenido en el BSC desde su fundación en 2004. Buena parte de nuestro triunfo de hoy se lo debemos al hecho de haber tenido siempre el apoyo los gobiernos catalán y español y de la UPC de forma continuada", afirma el director asociado del BSC, Josep M. Martorell.

Sobre el Barcelona Supercomputing Center
El Barcelona Supercomputing Center - Centro Nacional de Supercomputación (BSC-CNS) es el centro líder de la supercomputación en España. Su especialidad es la computación de altas prestaciones, conocida también con el nombre de HPC (High Performance Computing). Su función es doble: ofrecer infraestructuras y servicio en supercomputación a los científicos españoles y europeos, y generar conocimiento y tecnología para transferirlos a la sociedad.

Es un Centro de Excelencia Severo Ochoa, miembro de primer nivel de la infraestructura de investigación europea PRACE (Partnership for Advanced Computing in Europe) y gestiona la Red Española de Supercomputación (RES).

El BSC es un consorcio público formado por el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades del Gobierno de España (60%), el Departamento de Empresa y Conocimiento de la Generalitat de Catalunya (30%) y la Universitat Politècnica de Catalunya (10%).