Margaret Hamilton: “He aprendido a preguntarme siempre el porqué y prevenir lo inesperado”

+
Descargar

Momento de investidura de Margaret Hamilton como doctora ‘honoris causa’ por parte de Francesc Torres, rector de la UPC

+
Descargar

La ingeniera de sistemas Margaret Hamilton, durante el discurso que ha pronunciado como doctora ‘honoris causa’ de la UPC

+
Descargar

Acto de investidura de Margaret Hamilton como doctora 'honoris causa' por la UPC

+
Descargar

La profesora de la FIB Núria Castell ha actuado como madrina y ha leído los méritos de Margaret Hamilton

Barcelona Grad Cohort Workshop

El 18 y 19 de octubre, coincidiendo con el acto de investidura de Margaret Hamilton, la UPC también acoge la primera edición del Barcelona Grad Cohort Workshop (BGCW). El BGCW nace con el objetivo de iniciar una serie de encuentros anuales de graduadas en el ámbito de la informática para contribuir a visibilizar la mujer en este ámbito, crear un espacio para conectar mujeres con intereses comunes, ofrecer a las participantes las diversas perspectivas profesionales que existen y fomentar su desarrollo profesional.

Dirigido a estudiantes de máster o doctorado en Ingeniería Informática, el workshop está organizado por la FIB y la Comisión de Género Mujeres-COEINF del Colegio Oficial de Ingeniería en Informática de Catalunya.

La experiencia de programar el software de la misión Apollo 11, que hace 50 años permitió aterrizar en la Luna, "fue tan emocionante como los acontecimientos relacionados con la misión". Así ha descrito Margaret Hamilton, ingeniera de sistemas, cómo vivió este hito espacial. Respecto a lo que aprendió, lo ha explicado durante su discurso de investidura como doctora ‘honoris causa’ de la UPC.

18/10/2018

La científica computacional, matemática e ingeniera de sistemas norteamericana Margaret Hamilton, ha sido nombrada, este jueves, 18 de octubre, doctora honoris causa por la Universitat Politècnica de Catalunya (UPC), en un acto que ha tenido lugar en el Auditorio del edificio Vèrtex, en Barcelona. Pionera en la utilización del término ‘ingeniería del software', hace ya 50 años, durante las primeras misiones Apollo de la NASA, Hamilton ha recibido este reconocimiento, impulsado por la Facultad de Informática de Barcelona (FIB), coincidiendo con el 40 aniversario del centro.

El acto de investidura ha sido presidido por el rector, Francesc Torres, y ha contado con la participación de la profesora de la FIB Núria Castell, que ha actuado como madrina y ha leído los méritos de Margaret Hamilton.

Margaret Hamilton (Indiana, Estados Unidos) fue directora de la División de Ingeniería del Software del Laboratorio de Instrumentación del Massachusetts Institute of Technology (MIT) de Estados Unidos, donde lideró el desarrollo del software de navegación on-board para el programa Espacial Apollo. Gracias a los principios de diseño que aplicó, se pudieron resolver los problemas en el ordenador de navegación con los que se encontraron los astronautas de la misión Apollo 11 en el momento del alunizaje y que permitieron la llegada del hombre a la Luna.

“Ha desarrollado criterios, metodologías, lenguajes y herramientas para los  sistemas ultrafiables”

Hamilton también fue fundadora y directora ejecutiva de Hamilton Technologies, Inc. (1986), en Cambridge, la compañía que desarrolló el Lenguaje Universal de Sistemas y la teoría matemática en la que se basa —Development Before the Fact (DBTF)— para sistemas de diseño de programario. El 22 de noviembre de 2016, Hamilton recibió la Medalla Presidencial de la Libertad, entregada por el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, por el desarrollo del software de las misiones Apollo.

Con esta investidura se ha querido hacer un reconocimiento a la pionera en la utilización del término ‘ingeniería del software', hace 50 años, durante las primeras misiones Apollo. Las aportaciones de Hamilton no solo han sido clave en el ámbito de la ingeniería informática sino también en el mundo de la ingeniería aeronáutica, como ha recordado la profesora Nuria Castell en su laudatio, en el que ha hecho un repaso a la trayectoria profesional y la larga lista de éxitos de la científica estadounidense, conocida como la mujer que llevó al hombre a la Luna.

"Hamilton acuñó el término ingeniería del software durante el tiempo que trabajó en las misiones Apollo", ha destacado Núria Castell, y ha añadido: "En cincuenta años, esta disciplina ha ganado el mismo respeto que cualquier otra disciplina de la ingeniería". Desde el principio, como ingeniera del software pionera, Hamilton estaba muy preocupada por los posibles errores y las situaciones inesperadas. "Durante su larga carrera profesional y de investigación, ha desarrollado criterios, metodologías, lenguajes y herramientas ultrafiables para los sistemas", explicó la profesora de la FIB.

Castell ha agradecido a Margaret Hamilton todas sus contribuciones, elogiando que "han tenido un papel importante para conseguir que los seres humanos lleguen a la Luna, dar legitimidad a la ingeniería del software, dar importancia a la fiabilidad del software y ayudar a abrir la puerta del campo de la informática a más mujeres".

Margaret Hamilton ha recibido del rector, Francesc Torres, el birrete, el anillo y los guantes, como símbolo del doctorado, y acto seguido ha pronunciado su discurso como doctora.

El primer software que funcionó en la Luna

"Mi formación en software (programas y todo lo relativo a su construcción y mantenimiento) no ha sido nada tradicional. Comenzó antes de que la disciplina de diseñar y desarrollar software fuera un campo de estudio", recordó Margaret Hamilton para iniciar sus parlamentos. La científica ha atribuido su formación a "una combinación del aprendizaje de experiencias vitales y laborales aparentemente no relacionadas de la época preuniversitaria y universitaria, en la que me especialicé en matemáticas y en filosofía como mínor".

Pero el verdadero leit motiv de esta científica, que hoy se ha puesto la toga y el birrete en la UPC, ha sido, y continúa siendo, preguntarse siempre: "¿Y si…?" y buscar las maneras de afrontarlo. La inquietud por observar y cuestionárselo todo hasta que las respuestas tengan sentido es, de hecho, el resultado de las lecciones aprendidas de su esfuerzo como investigadora, informática, ingeniera de sistemas y empresaria. Algo que aprendió ya de pequeña, y que la instigó a estudiar y formarse, inspirada, según recuerda, por su padre, que era filósofo y poeta, y su abuelo, director de escuela y ministro cuáquero.

“Justo cuando los astronautes se disponían a aterrizar en la Luna, ¡el ordenador de vuelo se sobrecargo!”

Hamilton ha destacado que tuvo la suerte "de tener retos, responsabilidades y experiencias laborales excepcionales, incluso antes de ir al instituto", y desde muy pronto aprendió "que, si cometías errores, no te podías permitir (¡ni a los demás!) volverlos a cometer". Entre los primeros proyectos en los que trabajó, destacó el SAGE (Semi-Automatic Ground Environment), "en el que desarrollé aplicaciones en lenguaje ensamblador en el primer AN/FSQ-7 (el XD-1), en los laboratorios Lincoln del MIT, para buscar aviones enemigos. La máquina era enorme, era el sistema informático más grande que se había montado nunca", ha explicado. Después de este desafío, vino el software de navegación del Apollo. "Todas las misiones eran emocionantes, pero el Apollo 11 era especial", ha asegurado. "Nunca habíamos aterrizado en la Luna. Todo iba a la perfección hasta que sucedió algo del todo imprevisto. ¡Justo cuando los astronautas se disponían a aterrizar en la Luna, el ordenador de vuelo se sobrecargó!".

La científica ha reconocido que "los tripulantes del Apollo 11 fueron los primeros humanos en caminar por la Luna y nuestro software se convirtió en el primer software que funcionó en la Luna" y ha recordado que hacer descubrimientos, pensar nuevas ideas y encontrar soluciones fue una aventura. "La experiencia con el software fue, al menos, tan emocionante como los acontecimientos relacionados con la misión".

Hamilton ha terminado su discurso disertando sobre la razón de los problemas relacionados con el desarrollo de software: "Explorar y arriesgarnos en territorio desconocido nos ha conducido, entre otras cosas, a los errores. Los errores nos han conducido a un paradigma que nos lleva antes de los hechos hacia el futuro. Enseñar a la gente cómo pensar, hacer y ser desde el punto de vista del paradigma es el verdadero reto que nos espera", ha afirmado.

"Gracias, Margaret Hamilton, por ser 'una primera 'y empujarnos a ser más valientes y luchar por ser los primeros de las carreras que proponemos"

En la clausura del acto, el rector Francisco Torres ha manifestado que esta investidura es la mejor manera de cerrar la celebración de los 40 años de la FIB y ha puesto el énfasis en que Margaret Hamilton ha sido una mujer clave para poder llegar a la Luna, superarnos como seres humanos y ayudar a todos los ingenieros a ponernos nuevos retos. "Gracias, Margaret Hamilton, por ser 'una primera 'y empujarnos a ser más valientes y luchar por ser los primeros de las carreras que proponemos", ha expresado el rector.

El acto también ha sido un homenaje a una mujer que trabajó en un entorno totalmente masculino y que impulsó la presencia de las mujeres en el campo de la informática. La propuesta ha sido impulsada por la FIB y ha contado con el apoyo de la Escuela de Ingeniería de Telecomunicación y Aeroespacial de Castelldefels (EETAC), la Escuela Superior de Ingenierías Industrial, Aeroespacial y Audiovisual de Terrassa (ESEIAAT), el Departamento de Ingeniería de Servicios y Sistemas de Información de la UPC y el Departamento de Informática del Swiss Federal Institute of Technology Zurich (ETH Zurich).

La ceremonia ha contado con varias interpretaciones musicales de la Coral Parc Mediterrani de la Tecnologia, la Coral de Arquitectura, el Cor Ol·lari de la Facultad de Matemáticas y Estadística (FME), la Coral Gaudeamus de la Escuela de Ingeniería de Barcelona Este (EEBE) y la Orquesta de la UPC.

info.png

Discursos y más información:

Cada semana, desde el dia 6 de marzo (coincidiendo con la celebración, el 8 de marzo, del Día Internacional de las Mujeres), se ha dado visibilidad, mediante el perfil institucional en Twitter @la_UPC, del talento femenino de la Universidad. Con la etiqueta #mésDonesUPC, la campaña se ha planteado como una cuenta atrás hasta el acto de investidura de Margaret Hamilton como doctora honoris causa por la UPC.