Medidas complementarias para garantizar la seguridad en el inicio del curso

Las nuevas medidas complementan las aprobadas por el Consejo de Gobierno del 2 de julio en la fase de reanudación del plan de desconfinamento y han sido aprobadas por la Comisión Permanente del Consejo de Gobierno, reunida telemáticamente el 8 de septiembre.

02/10/2020

La Universitat Politècnica de Catalunya · BarcelonaTech (UPC) perfiló a inicios de septiembre la puesta en marcha del curso 2020-2021 con especial atención a la situación sanitaria y las indicaciones de las autoridades al respecto y aprobó un paquete de nuevas medidas que complementan los protocolos ya aprobados el pasado 2 de julio por el Consejo de Gobierno como hoja de ruta de la etapa de reanudación de la normalidad en la Universidad.

En términos generales, el curso en la UPC se realiza presencialmente respecto a las actividades prácticas, talleres, laboratorios. Los estudiantes de primer curso y su adaptación a la Universidad son una de las prioridades del curso que empieza. Por ello, los grupos de primero cursan los estudios con la máxima presencialidad que sea posible, especialmente en asignaturas como las prácticas o en materias que se imparten en los laboratorios. Para hacer las cosas más fáciles, la UPC ofrece mentorías y diferentes herramientas docentes para conseguir realizar con éxito el paso de la secundaria a la universidad. Más de medio millón de euros se han destinado a este tipo de acciones que articularán medidas de apoyo a la acogida y la mejora del rendimiento de los estudiantes en este inicio del curso.


La mascarilla es obligatoria en todos los espacios de la UPC. Será quirúrgica o higiénica renovable y se tiene que utilizar siempre en toda actividad que se realice en la UPC, con independencia de la distancia física entre personas. La UPC ya empezó a repartir antes del verano mascarillas higiénicas renovables a su personal y ahora continua la distribución entre el estudiantado a través de las bibliotecas de los campus . Esta medida en ningún caso va en detrimento de la obligación de todas las personas que acceden a los campus de proveerse individualmente de este elemento de autoprotección y de realizar el uso correcto que determinen las autoridades en todo momento.

Para que la mascarilla sea una medida de protección efectiva en actividades docentes presenciales en el aula, la UPC ha pedido al profesorado que evite circular por el espacio del aula mientras imparte la clase y que siempre mantenga una distancia mínima de 2 metros con la primera distancia-profe-estudiant-web.jpgfila de estudiantes. La UPC recomienda igualmente que, en la medida de lo posible, el profesor sea la última persona en entrar en el aula una vez los estudiantes hayan ocupado su lugar y la primera persona en salir del aula al finalizar la docenciaa.

La UPC ha previsto también que cuando el personal de la Universidad, en el ejercicio de una práctica en el laboratorio, no pueda mantenier de forma constante la distancia interpersonal de seguridad con los estudiantes, la Universidad les proporcione mascarillas FFP2 o equivalentes, de acuerdo con las medidas de protección e instrucciones de trabajo definidas en los protocolos de actuación elaborados por parte del Servicio de Prevención de la UPC.

El personal de administración y servicios (PAS) y el personal docente e investigador (PDI) de la UPC sólo puede trabajar sin mascarilla –continúa siendo recomendable– cuando la persona esté en su lugar de trabajo (sentada y/o realizando una tarea que no comporte movilidad) y con todas las medidas necesarias. No será necesaria si el uso del despacho es individual y si se mantiene la puerta cerrada. En caso de que acceda otra persona en el despacho, se deberá utilizar la mascarilla de protección.

Seguimiento de los contagios
. Al hacer el seguimiento de los contagios de los posibles brotes que se puedan producir, la Universidad partirá del listado de estudiantes matriculados en la asignatura. Se recomienda a los centros que se incorporen medidas complementarias de control de presencia que puedan hacer más efectiva la trazabilidad de personas afectadas y también que se asigne a los estudiantes asientos fijos durante todo el cuatrimestre para minimizar el riesgo de contagio. Las consultas, tutorías y otras interacciones directas entre profesores y estudiantes se realizarán preferentemente de forma no presencial.l.



finestres-obertes-web.jpgEl entorno físico de la UPC se ha ido adaptando durante los últimos meses para garantizar un escenario de acceso a las aulas y espacios comunes que facilite el acceso de forma escalonada y evitando aglomeraciones. En este sentido, se ha reforzado la información tanto a los estudiantes como al resto de la comunidad a través de la campaña UNA UPC PROTEGIDA, EL COMPROMISO DE TODOS. Para reforzar este objetivo se requiere al estudiante la aceptación de un documento de declaración responsable (anexo 1, página 7) en el que se le informa de las instrucciones y medidas a seguir en caso de un brote entre las personas que hayan participado en las actividades en las que el estudiante haya estado implicado presencialmente.

Aulas seguras. En las aulas se ha previsto que, siempre que sea posible y cuando no exista un sistema forzado de renovación de aire que no lo haga recomendable, las actividades docentes presenciales se hagan con las puertas y ventanas abiertas. Cuando esto no sea posible se promoverá la apertura de ventanas entre clase y clase para favorecer esta renovación. Igualmente, se recomienda que las personas ocupen los mismos lugares en el aula. A su vez, se ha previsto que las salas de estudio se reserven con 48 horas de antelación y que haya un registro de las personas las ocupen.

La UPC ha adaptado en los últimos meses un nombre importante de aulas para incorporar la no presencialidad en la actividad académica a través de adaptaciones multimedia. En total se han destinado 800.000 euros a dotaciones para las aulas y evoluciones TIC mediante una partida presupuestaria extraordinaria aprobada ya antes del verano (Más información: La UPC planifica cómo será el inicio del curso 2020-2021 y aprueba un paquete de iniciativas para adecuar la actividad a nuevas necesidades).

Las medidasaforament-restringit-web.jpg aprobadas el 8 de septiembre también prevén que cada centro docente dispondrá de un espacio para el aislamiento de personas que muestren síntomas compatibles con la COVID-19 mientras se encuentren en la Universidad. Seguidamente se activaría el protocolo para casos sospechosos.

Al menos durante el inicio del curso, las reuniones en la UPC deberán realizarse preferentemente por videoconferencia para evitar el desplazamiento de personas entre los diferentes campus.


A
ctividades estudiantiles. En la solicitud de autorización de una actividad, la UPC exige que se incluyan las medidas de protección previstas de acuerdo con la situación actual de pandemia para que se pueda evaluar su viabilidad. De forma general y por el riesgo latente actual de contagio, no se autorizarán -y, por lo tanto, quedan suspendidas- todas aquellas actividades que conllevan una elevada concentración de personas y que, por sus mismas características, no pueden asegurar el cumplimiento de las medidas de autoprotección en todo momento. Algunos ejemplos de las actividades que no se podrán realizar son los castellers, las fiestas universitarias o las comidas populares.

Actuaciones complementarias a los protocolos de actuación en caso de brote. El documento aprobado recuerda que la UPC está sujeta a lo establecido por las autoridades sanitarias en el caso de existencia de brotes y en las recomendaciones o la obligatoriedad de acciones que éstas puedan establecer de suspensión temporal de actividades en espacios determinados o edificios. Sin embargo, y con independencia de las directrices que transmitan las autoridades sanitarias y siempre que no entren en contradicción con estas, la UPC ha aprobado marco de referencia de actuaciones que se pueden consultar en este enlace (en el anexo 2, página 6).

persona-de-referencia-web.jpgPersonas de referencia COVID-19 en la UPC. Las unidades y servicios darán a conocer a su comunidad los datos de contacto (mail, teléfono) de la persona de referencia responsable de la gestión de las medidas de prevención COVID en su centro o servicio. El objetivo es poder gestionar de forma ágil las incidencias o actuaciones relacionadas con los casos detectados y el proceso de detección de posibles contactos. Estas personas harán la interlocución con las autoridades sanitarias y con la Gerencia de la UPC y se encargarán de tener actualizada la comunicación interna de la unidad o del servicio. Para ello, dispondrán de toda la información sobre los protocolos de actuación de la UPC y de las autoridades sanitarias tanto para los casos sospechosos como para los positivos.

La UPC, a través de la su página de referencia de información sobre la pandemia (Portal COVID), también informa sobre la relación de personas responsables COVID  en cada unidad.


Bares y restauración en la UPC. En cuanto a los bares y los restaurantes universitarios, el documento aprobado especifica que será de aplicación la normativa vigente en el municipio correspondiente en el que la concesión ejerce su actividad, mientras que tanto en las instalaciones deportivas como las bibliotecas la regulación aplicable será la de la normativa vigente en cada momento.


app-estudiants-web.jpgApps para una mejor gestión
. Finalmente, recordar que la UPC recomienda a su comunidad el uso de la app RADAR COVID para una gestión más eficaz de la epidemia, más allá de los mecanismos que la misma Universidad haya puesto en marcha y que también recomienda. Entre ellos se incluye la app Estudiants UPC, que ha de permitir realizar una mejor gestión de la información sobre la enfermedad. La app UPC Estudiants está disponible en Apple Store y Google Play.


Guía rápida de medidas contra la COVID-19

Consulta la guía rápida de medidas a seguir para hacer de los campus de la Universidad un entorno seguro y de cómo actuar en caso de ser PCR positivo o de ser contacto de un contacto estrecho de un positivo.